201511.29
0
0

DE BLACK FRIDAY A CYBER MONDAY: APROVECHAR SIN VOLVERSE LOC@

La inminencia de las fiestas navideñas con su carga de regalos, la llegada del frío y sus necesidades de ropa, zapatos y textil, una mejoría de la economía, el bombardeo mediático…

son muchos los factores que hacen del Black Friday y del Cyber Monday una cita casi ineludible con las compras. Desde el cuarto viernes de noviembre, justo el día después de que en EEUU celebren Acción de Gracias y donde nació para esa fecha esta iniciativa, hasta el lunes posterior con el Cyber Monday, los consumidores nos enfrentamos a una auténtico ‘puente’ de chollos y descuentos. Cuando no a una semana, ya que cada vez son más los comercios y marcas que alargan la campaña, por delante y por detrás…

En España la fiebre por estos días es bastante reciente, aunque en el caso del ‘viernes negro’ que podría hacer alusión al final del color rojo en las cuentas de los comerciantes norteamericanos por el aumento de las entradas en caja, su origen se remonta a los años sesenta del siglo XX, en Filadelfia, y la necesidad de ‘inventar’ estrategias de dinamización económica. En general se ponen a la venta productos que pueden alcanzar el 60% de descuento, y el ranking de los más vendidos, según datos del año pasado, lo encabeza la moda (61%), seguida de electrónica, imagen, sonido y electrodomésticos, con un 43%, así como los juguetes con un 24,5%. ¿A que te suena a lo que aparece en tantos paquetes durante el mes de diciembre y principios de enero, Navidad y Reyes?.

Y es que cada vez son más quienes aprovechan para conseguir regalos a mejor precio… Tanto es así, que 90 de cada cien compradores consultados reconoce que lo hará estos días para beneficiarse de las promociones. Otro 24%, más práctico, asegura que así se evitará correr en el último momento y un 27% comprará ante el temor de que se agote el producto que quiere o necesita. Incluso 20 de cada 100 usuarios potenciales cree que acudiendo a estas ofertas evita las aglomeraciones de última hora. Cuidado, que por no entrar en una ¡se puede meter en otra!. Según un estudio de Google, que se ha tomado la molestia de analizar por nosotros los hábitos y afluencias en el pasado, mejor ser madrugador que no dejarlo para la última hora. Por tres motivos, básicamente: menos gente, más objetos disponibles y mejores descuentos… eso lo saben hasta algunas firmas y marcas, que abrirán sus puertas hasta 3 horas antes del horario habitual, reforzando el porcentaje a ahorrar y recurriendo a las unidades ‘limitadas’ de los mejores tiempos de las famosas rebajas de invierno y verano españolas. ¿El momento más saturado?. Previsiblemente la ‘hora de la comida’, entre las dos y las cuatro de la tarde. Claro que siempre queda la alternativa de comprar online, y ahí también está tanto el Black Friday como, sobre todo, el Cyber Monday.

Un tercio de los compradores asegura que sólo lo hará por Internet, mientras que otro 30% combinará ambas opciones: la digital y la física. Lo que deben tener en cuenta los internautas es que el tráfico en las páginas web también será menor a primeras horas. Bueno, más bien de madrugada. ¿Problemas de sueño, turno de noche?… será más fácil encontrar una ganga entre las 3 y las 8 de la mañana. Pero todo esto te lo comentamos para que tengas en cuenta también que en el ámbito del consumo hay que hacer algunas recomendaciones y/o sugerencias para que, si te apuntas a alguna de estas campañas, no te arrepientas luego de la decisión. Ten en cuenta que no hay que volverse loc@s y caer en la compra compulsiva.

Echando un vistazo a los consejos de la OCU, la Organización de Consumidores y Usuarios, especialmente activa ante estos fenómenos, destacamos algunos: .- Es posible encontrar el mismo producto a diferentes precios. U otro mejor y más barato en función de la relación calidad-precio: compara .- Exactamente igual que durante los periodos de rebajas, en la etiqueta del precio actual tiene que figurar el anterior, el original, el porcentaje de la rebaja, o ambas cosas: comprueba. .- Las garantías de la compra son las de siempre. Devolución del dinero en caso de defecto de fábrica en el artículo, y criterio del comercio (que no está obligado a devolverte nada) en el caso de que te arrepientas o te equivoques: asegúrate. .- Por supuesto, la calidad de los artículos rebajados debe ser la misma que a precio normal: revisa. .-En Internet, tienes 14 días para devolver el producto SIN EXPLICACIONES y con devolución del dinero. Lo mejor es comprar con una tarjeta prepago, de crédito, o sistemas certificados como Paypal.

Evita las transferencias bancarias ante cualquier duda: verifica. En los comercios, si la tienda aplica condiciones especiales en relación al pago o su política de devoluciones, debe anunciarlo de forma clara, visible y expresa. Además, tiene la obligación de proporcionar la Hoja de Reclamaciones si se solicita: una copia para ti, otra para ellos y una tercera que presentarás ante Consumo.

Si no es mucho pedir, recurre al sistema de ‘lista de la compra’. Evitarás problemas, gastos desbocados y otro objeto que no sabrás dónde colocar ni utilizarás nunca… Pero sobre todo, no dudes que lo que no dependa de ti, de tu prudencia y buenas prácticas, es un hecho denunciable. Ante abusos y situaciones indeseadas, recurre al experto. Contacta con nosotros para que te asesoremos y defendamos tus derechos.

¡Y felices compras!

Deja tu respuesta

Su dirección email no será publicada. Los campos marcados son obligatorios. *

7 + veinte =